07 noviembre 2014

[una ordinariez]

En cuanto Bebé-chan empezó a hablar (más o menos) todo el mundo nos advirtió.
-Tened cuidado con lo que decís en casa,  que los niños lo repiten todo.
Mi padre estaba especialmente ilusionado con la idea.
-Sí, sí, porque yo me sé de UNA -UNA soy yo, por si os habéis perdido en la sutileza del argumento-, que un día entró en casa de los abuelos y les soltó "mi papá llama a mi mamá [una ordinariez]".
A mi padre le encanta esa anécdota, porque la tiene catalogada como "Anécdota Humillante de la Infancia de Lorz" (o de UNA, para que no os confundáis).
Yo le digo que la anécdota es humillante, eso seguro, pero que no está tan claro para quién.
-¿Llamabas a mamá [una ordinariez]? -le pregunté.
-Sí.
-Tu padre es que siempre ha sido muy romántico -dijo mi madre.
-¿Y tú le dejabas?
-¿Qué iba a hacer?
-No sé, si Zarajota me llamara [una ordinariez] a mí le partiría la cara así con el canto la mano.
Generalmente no soy partidaria de la violencia conyugal, pero todos tenemos nuestros límites.
-Claro, claro. Como si Zarajota no te llamara cosas a ti.
-¡No es lo mismo!
En los momentos de intimidad en los que se deja llevar por el romanticismo, Zarajota me llama cieliamor.
Sin duda es sonrojante, pero si un día Bebé-chan llega a la guardería y dice a voz en grito:
-¡¡¡MI PAPÁ LLAMA A MI MAMÁ CIELIAMOR!!!
Pensarán que somos unos cursis, no que hay que llamar a los servicios sociales.
Creo.
-Además, padre no te lo decía en los momentos de intimidad: te lo decía delante de tus tres hijos.
-No, no, mujer, eso era antes de que Hermano Pequeño naciera -se ve que después se le quitaron las ganas de [una ordinariez]-. Erais muy pequeñitos.
-¡Peor me lo pones!
-Los niños de esa edad no se enteran.
A ver, en qué quedamos: ¿se enteran o no se enteran?
Una tarde dejamos a Bebé-chan con los abuelos. Y cuando fuimos a por ella, le pregunté:
-¿Te lo has pasado bien con los abuelos?
-¡TIIII!
-¿Qué habéis hecho?
-BUELA DICE "¡CALLA!". BUELO DICE "¡CALLA TÚ!"
Hay que ver cómo ha evolucionado [una ordinariez] en treinta y cinco años de matrimonio.

















Ch*ch*loco.


Lo siento, papá, se me ha vuelto a escapar.
Es como un tic nervioso que tengo.

9 comentarios:

Genín dijo...

jajajaja Yo he llamado así mas de una vez a mis hijas, pero en diminutivo, chochín suena mejor y mas femenino...jajajaja
Besos y salud

pseudosocióloga dijo...

Me habías asustado....eso solo es media ordinarez.

Necio Hutopo dijo...

Y bueno, tan malo no ha sido... Y muy de acuerdo a los lorzapadres que hemos llegado a conocer por aquí...

Ali EB dijo...

Jajajaja!! Gracias, gracias mil por contarnos cuál era la ordinariez... iba a preguntartelo, porque me estaba mordiendo las uñas de intriga, eh?
Besos!

Mi Álter Ego dijo...

Jajajaja. Sabía que no nos ibas a dejar con la intriga... Un besote.

Olga_C dijo...

¿¿Y por un "chocholoco" de ná le ibas a partir la boca a ZaraJota?? Jamía, eres de 'mírameynometoquesnimedigasnimú' :-(

Estrella dijo...

¡¡JAJAJA!! Gracias por no dejarnos con la intriga xD

Anónimo dijo...

Muy bueno!
Blanca

Marta dijo...

Que sepas que has hecho llorar de risa a mi santa madre (37 años de matrimonio).