25 junio 2013

El cuerpo hecho un cristo III

Previously in Lorz...
Salí de Atocha un día
Camino de Barcelona
y en el camino encontré
un papel que así decía:
salí de Atocha un día...


Llegamos por fin a la historia que ZaraJota™ quería que contara, y sólo he tardado un mes. Estoy mejorando en esto de la periodicidad.
La madre de  ZaraJota™ vive en Barcelona.
La comunión de la sobrina de  ZaraJota™ era en Badalona y bien tempranito.
Para no tener que salir de casa de la madre de  ZaraJota™ demasiado temprano y con prisas pensamos que lo mejor sería pasar una noche en un hotel de Badalona, amanecer allí, tener un baño para nosotros solos, ponernos bellos con calma...
Pasar una noche menos con la suegra no influyó para nada en nuestra decisión.
Casi.
Después de muchas consideraciones acabamos reservando en el Hostal Badaloní, que está en un sitio muy bueno y tiene un precio muy razonable que además, incluye espectáculo.
Cuando llegamos con el carrito, las maletas, Bebé-chan, la niña del espejo, cansados después de haber recorrido el metro de Barcelona jugando a Cube con los ascensores, empapados porque nos pilló un tormentazo digno de verse, nos encontramos el hostal cerrado a cal y canto y un cartel en la puerta.

"Para avisar a recepción llamar por teléfono".

-Se referirán al telefonillo, ¿no? -le pregunté a ZaraJota™ señalando al portero automático de la puerta.
-No sé, pone el teléfono y todo.
Estábamos discutiendo si llamar por teléfono o al telefonillo cuando a través de la puerta vimos pasar a la señora de la limpieza.
-¡EEEEEHHH! ¡EEEEHHHH!- gritamos ZaraJota™ y yo agitando los bracitos para llamar la atención.
La señora de la limpieza vino y abrió la puerta.
-¿Qué quieren?
-Eh... es que tenemos una reserva y tal...
La señora de la limpieza nos apartó de un manotazo y empezó a aporrear el telefonillo como una loca.
-¡Que hay gente aquí!-gritaba entre golpe y golpe-. Ya vienen.
Y se fue a limpiar.
Como no habíamos oído responder a nadie nos quedamos en el umbral de la puerta, mirando alternativamente a la señora y al telefonillo, sin saber si era mejor morir de frío fuera o a manos de una demente que oye voces dentro.
-Pasa tú -dijo ZaraJota™.
-No, pasa tú -le dije yo.
-Pasen, pasen -dijo la señora, y no nos quedó más remedio que entrar-, que ya viene el señor.
Pasamos y esperamos de pie delante del mostrador de recepción, mirando de reojillo la puerta por su había que salir corriendo por nuestras vida. Por suerte, nuestra espera se vio recompensada con la aparición del susodicho señor... que venía en bata.
Lo voy a repetir otra vez: el señor de la recepción estaba en bata.
No, no es suficiente, tengo que repetirlo una tercera vez.
¡EN BATA! ¡EL TÍO ESTABA EN BATA!
-Hola -le dije, porque con los desconocidos siempre soy muy simpática por si acaso.
-GRRRRR -contestó el señor, sin mirarme.
-Es que... eh... tenemos una reserva y tal...
-GRRRRR...
-Es... está a nombre de Lorzagirl... y... eh...
-GRRRRR...
-¿Pu... puedo pagar con tarjeta?
El señor en bata consiguió terminar el check-in sin decir ni una sola palabra y nos dio la llave.
ZaraJota™ llevaba un rato dándome tirones de la camiseta para que nos fuéramos, y la verdad, habría sido lo más sensato.
Por eso hice exactamente lo contrario.
-Una pregunta más -le dije al señor de la bata-. ¿Saben dónde puedo calentar un biberón para Bebé-chan?
-AQUÍ NO SERVIMOS COMIDAS.
-Ya lo sé, no quiero que lo preparen, sólo quiero calentarlo.
-NO SERVIMOS COMIDAS.
-Ya, ya, por eso pregunto, por si saben dónde...
-¡QUE NO SERVIMOS COMIDAS!
-Ya, si sólo...
-¡¡¡QUE NO!!!
ZaraJota™ yo cogimos los bártulos, a la niña y corrimos hasta que nos vimos a salvo en nuestra habitación, donde nos dio un ataque de risa floja hasta que Bebé-chan empezó a llorar.
-Creo que tiene hambre -dijo ZaraJota™.
-¿Sí? Bueno, no pasa nada.
-¿Queda agua en el termo?
-No, pero seguro que el amable señor de la bata nos puede decir dónde calentar un biberón.


------
Pd1: Somos gente de recursos: llenamos el lavabo de agua caliente, metimos el biberón dentro y, aunque tardó un poco, se acabó calentando.

-------
Pd2:
Ya me estoy viendo a mi tía.
-Lorz, estas cosas sólo te pasan a ti.
Pues va a ser que no.

16 comentarios:

Martes dijo...

Yo he cuanto he leído esto me he ido corriendo a google a ver referencias... pero no son tan divertidas como la tuya :(

Martes dijo...

TÚ ERES LA DE LA ARAÑA!! TIENES QUE SER TÚ!! (Si no lo eres, tienes que hacerte amiga de la autora de esa crítica, ¡y contarlo!)

Efe Morningstar dijo...

"En recepción nos atendió un señor en bata de estar por casa que nos trató a gruñidos y nos dio un plano de Badalona que había sido usado previamente para matar una araña."

Maravilloso.

_Xisca_ dijo...


Seguro que eran diplomados en Turismo, si contratas a alguien con una FP como la mía esto no pasa :P

MamadeCarla dijo...

Vivo en Badalona y me da que ya se donde fuisteis a parar.
Que valor.
In besote

Aloe dijo...

Aysss que ganas de saber como sigue la historia...
Mensaje para Bebe-Chan: sé buena, deja a mamiLorz un ratito para seguir escribiendo...

Eva dijo...

Y ahí aprendisteis la diferencia entre un hostal y un hotel :D

Ana dijo...

Me he descojonao. Con tu post y con los comentarios de los pobres de booking.
Besos

Coldwind dijo...

Me voy a buscar los comentarios yo también, porque hija, que mala suerte tienes... aunque eso siempre nos va bien a tus seguidores, así podemos descojonarnos más xDD (que mal suena eso...).

Madreconcarné dijo...

Muy bien. Calentando el biberón a lo Mcgiver. Así me gusta.

Necio Hutopo dijo...

SI vuelvo a por allá, ya sé donde no alojarme...

Biónica dijo...

Muérome xD.

Si no especifican que el hostal era de diseño, por el tío de la bata hubiera pensado en "Hostal Royal Manzanares" xDDDDD

pilarrubio dijo...

¿Tu suegra no te lee verdad? Quién pudiera explayarse así sobre según qué seres sin temor a que se enteren...

Borraja dijo...

En bata oiga. Viva la imagen de marca.

JuanRa Diablo dijo...

Creo que hay que formar un Club de Fans del Tio de la Bata y los Gruñidos del Hostal Badaloní.

Será un borde, pero es un borde crack!!

Anónimo dijo...

Vaya pero ese tío no se sacaba la bata, las pantuflas ni la camiseta rota!!! Mismo atuendo en todos los comentarios.... amén de los gruñidos!
Joder, para qué trabaja en turismo!!!
Un besote Lorz